Son muchos los interrogantes que plantea el escenario actual, caracterizado por una Pandemia histórica a partir de la propagación del Coronavirus a nivel mundial. Sin dudas, el tema de la logística representa uno de los desafíos más importantes en tiempos de cuarentena, pero otro no menor está constituido por la gran cantidad de actores que se encuentran dentro del denominado “grupo de riesgo” y que, al mismo tiempo, deben estar en el campo cumplimentando tareas.

Así, son pocos los que tienen la posibilidad de resguardarse en sus casas porque el resto está abocado a distintas funciones tranqueras adentro, respetando todas las medidas de precaución”. Cabe recordar que se realizan sólo los traslados habilitados de maquinaria y camiones, tomando todas las medidas de cuidado.

En virtud de ello, la estrategia adoptada pasa por tratar de almacenar por ahora el grano a campo en silobolsas para disminuir el tránsito y el ingreso a las ciudades. Sin embargo, la cosecha empieza a tomar fuerza, con un volumen de mercadería muy importante en el sur de Santa Fe y oeste de Córdoba que desborda una capacidad logística que está limitada ante estas circunstancias.

Silobolsa, el gran aliado

Expertos de la región núcleo aseguran que las plantas de los acopios tienen colmadas su capacidad y se hace muy difícil llevar mercadería al puerto. También reconocen que hay localidades dónde se ha visto restringida la entrada de camiones y la capacidad ha quedado limitada por las restricciones.

MIRÁ TAMBIÉN:  La maquinaria vuelve al ruedo con el foco puesto en las medidas de seguridad

Teniendo en cuenta que los acopios tienen capacidad de almacenaje para algunos días más de cosecha, resulta necesario buscar alternativas y una de ellas está representada por el silobolsa. Sin embargo, destacan que no es práctico ni sencillo encarar la gran cosecha de este año de esta manera porque empieza a dificultarse también la posibilidad de conseguir para todos la gran cantidad que silobolsas que hace falta.

Múltiples ventajas

Son múltiples las ventajas que se derivan de la utilización de este innovador sistema de almacenamiento desde el punto de vista del productor:

_ Permite almacenar en origen a un bajo costo.

_ El sistema ofrece una gran versatilidad y la posibilidad de complementarse con otros sistemas de almacenaje.

_ Permite maximizar la utilización del equipo de cosecha (puede absorber de 3 a 4 cosechadoras al mismo tiempo).

_ Ante adversidades climáticas, permite que en caso de falta de piso por exceso de lluvias, la cosecha pueda ser almacenada en el campo, esperando mejores condiciones para transportarla. Esto lleva a optimizar la cosecha, reduciendo las pérdidas de rendimiento por los posibles retrasos.

_ Permite extender los tiempos de venta de la producción, con una mejor administración y planificación de las mismas, y realizar un manejo más eficiente de la comercialización.

_ Independiza a la cosecha de la disponibilidad de camiones, lo que implica un ahorro en fletes al poder transportar la cosecha fuera de estación, cuando el costo es menor. Además, posibilita evitar la necesidad de enfrentar el costo del flete corto a los acopios y/o cooperativas.

MIRÁ TAMBIÉN:  Presentan un prototipo para cosechar semillas de especies nativas

_ Permite programar fletes más económicos desde el campo al acopio o al puerto, en diferentes momentos del año para evitar la concentración de la actividad

_ No requiere tratamientos insecticidas adicionales, lo que se traduce en un menor daño ambiental y en menores costos de poscosecha.

_ Evita la necesidad de tener que vender en época de cosecha cuando los precios se deprimen.

_ Ofrece la posibilidad de separar diferentes tipos de semillas y calidades de grano, consiguiendo un beneficio económico importante. Esto, a su vez, genera un importante aporte a la trazabilidad, identificando la producción más fácilmente según la calidad.

Comments are closed.