La importancia de la cosecha aumenta a medida que los equipos ofrecen mayor eficiencia e innovación en el campo, gracias a su renovada tecnología. En los últimos años, las cosechadoras crecieron en calidad y las proyecciones de ventas subieron notablemente. Un factor relevante tiene que ver con el diseño, que se piensa y ejecuta en función del interior y del exterior.

Metalfor cuenta en su equipo de trabajo con José Luis Denari, Diseñador de transportes, quien llevó a cabo el diseño de la cosechadora estrella de la industria nacional. El especialista explicó cómo fue el proceso en búsqueda de confort y funcionamiento: “Intentamos brindarle una mejor operatividad a quien va a estar todo el día trabajando en la máquina. Pensamos en conceptos de ergonomía, queremos que el trabajador se canse lo menos posible. Buscamos confortabilidad táctil, con revestimiento de cuero y condicionamientos climáticos para las diferentes épocas del año”.

En este proyecto, la firma busca que la cosechadora sea la madre de todas las máquinas y, por su porte, será la que más llame la atención. En ese plano, el diseño del exterior se torna fundamental para plasmar una modernización, aunque también influye positivamente en el rendimiento: se trabajaron las partes bajas de otra manera, lo mismo con la respiración del motor para evitar que afecten las altas temperaturas. “La cosechadora va a ser la máquina insignia de la empresa, marcamos una impronta más tecnológica. Le damos una firma de luz, que es una característica de los vehículos de alta gama, con luces verticales y dejando de lado las viejas esféricas. Intentamos combinar tecnología y robustez”, afirmó Denari.

MIRÁ TAMBIÉN:  Qué acciones contemplan los protocolos de lavado de Metalfor para sus pulverizadoras

Ese diseño modernizado optimiza el funcionamiento y el confort, así como también le da robustez a una cosechadora que, con estas condiciones, puede pararse en la misma línea que las líderes internacionales. “Conceptualmente, nos situamos en este siglo. Cuando pongamos esta máquina al lado de una de alta gama europea o norteamericana, queremos que no se vean diferencias”, enfatizó José Luis Denari. Además, explicó que Metalfor va en una dirección de crecimiento constante que la llevará a competir con las principales marcas europeas y norteamericanas: “Su calidad es reconocida. Y hay algo que no es menor: trabaja con un criterio japonés. El cliente está en el centro del diseño y de lo que es la gestión y adquisición de estas máquinas. Con esa base sólida, se posiciona muy bien”.

José Luis Denari, integrante del equipo que diseñó y desarrolló la nueva joya de Metalfor.

Argentina supo tener un parque importante de cosechadoras de origen nacional en una época donde competirle a las multinacionales era una situación desventajosa. En el presente que se encuentra Metalfor SA, liderando categorías de productos como pulverización y fertilización, cuenta con las herramientas suficientes para poner bien alto la categoría de la maquinaria nacional.

La responsabilidad de Metalfor con la industria nacional se manifiesta con hechos. Y así lo resaltó José Luis Dassie, Director de la firma: “Estamos preparados para sostener una comercialización importante de cosechadoras. No importamos mano de obra, sino que potenciamos la mano de obra nacional. Ese es el fruto del crecimiento en el mercado y de nuestro compromiso”.

MIRÁ TAMBIÉN:  Case IH lanzó al mercado la primera cosechadora con automatización real

De acuerdo a esa política empresarial se da la manera de trabajar en el proceso productivo de la maquinaria. “Tenemos muchas horas de investigación y desarrollo por parte de nuestro equipo de ingeniería, así como también del de diseño. Todos trabajaron a la par de los usuarios para que el producto diseñado y desarrollado fuera aprobado y validado por el cliente. Y aquí hay un detalle no menor: se valoran las consideraciones de los costos”, aseveró Dassie.

La idea de la compañía es sorprender al mercado en 2022 con esta nueva máquina: “El proceso viene muy rápido, con algo de ansiedad por parte de quienes trabajamos dentro de la empresa, pero estamos en un ida y vuelta perfecto para no cometer errores. Estamos muy ordenados para dar el golpe. Queremos que el cliente se sorprenda y estoy seguro de que lo vamos a conseguir”, concluyó José Luis Denari.

Comments are closed.