El valor es el menor registrado para un mes de enero desde el año 2014 y marca una leve caída respecto a diciembre, esperable dado el histórico bache estacional de la época.

Esta nueva baja inter mensual refleja la compleja situación que está atravesando el mercado inmobiliario rural, de discreta actividad durante todo el 2021, con inconvenientes generados por decisiones políticas y económicas que continúan afectando la operatoria y el ánimo inversor.

A todo esto se suma el impacto de la sequía presente en gran parte del país que obliga a numerosos productores a reconsiderar sus proyectos de inversión.

El “Índice de actividad del mercado inmobiliario rural” (InCAIR) es un índice mensual que refleja la “actividad” del mercado. Se toma como base de referencia máxima 100 puntos, correspondientes al pico de máxima actividad histórica. No refleja precios/valores, solo actividad de mercado. Se comenzó a medir a partir del mes de Noviembre del 2013. (99 meses de vigencia).

MIRÁ TAMBIÉN:  Desde CAIR detallaron los obstáculos que presenta el mercado inmobiliario rural

Comments are closed.